Un solo paso puede cambiarlo TODO

Si alguna vez has sentido un fuerte impulso por hacer algo distinto e inesperado, no dudes en dar ese paso que, por muy pequeño que sea, se vuelve grande.

A veces pensamos que una palabra o una acción son sólo eso, algo insignificante, pero ignoramos que siempre, ante toda acción, hay una reacción, cuyo impacto puede generar un cambio enorme.

 

Las consecuencias del primer paso

Lo interesante de dar el primer paso es que, automáticamente, vendrán más, y la gran travesía que parecía no llegar será iniciada por ti, seguida por una serie de consecuencias y cambios que entrenarán tu persistencia para que cada paso que dés sea una decisión hacia un destino creado por ti.

Atrévete, marca el camino hacia un futuro prometedor y extraordinario. Empieza desde donde estés, como puedas y con lo que tengas, recuerda que lo más brillante que conocemos ha surgido a partir de una idea.

Dar el gran paso está en ti, aunque parezca algo diminuto. Planta tu idea, tus metas, tus planes, y sigue caminando. El éxito está conformado por la suma de pequeños esfuerzos contínuos, así que forja tu camino poco a poco hacia una meta bien definida, claro, sin olvidar disfrutar del camino.

Cambiemos el mundo juntos, así, paso a paso. Con el tiempo comprenderemos que lo que importa no son las dimensiones de nuestras marcas, sino la aportación que dejamos con cada uno de esos pasos que damos, ya sean pequeños o agigantados, en la búsqueda de nuestros sueños. Así, podemos construir un mundo mejor para todos los seres que habitan nuestro Planeta.

 

¡Planta tus ideas y siembra un árbol!

Podemos dar pasos gigantes con nuestros Treeshoes, caminando y plantando árboles, sembrando oxígeno, preservando la biodiversidad y protegiendo el refugio para muchos organismos que aportan funciones esenciales para tener una calidad de vida ideal.

Puedes sólo portar zapatos… O puedes dejar que cada paso con tus Treeshoes impacte el mundo y mejore la salud de la Tierra. La decisión es tuya, el cambio es para todos. Más que portar, ¡mejor aportar!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *